Hablamos con Miguel Vidagany

En esta ocasión, la sección de entrevistas de Nuestras Bandas de Música, viaja hasta Albacete para conocer más de cerca la labor profesional de Miguel Vidagany Gil.

 

 

Conversamos con el director natural de Llíria, sobre la nueva realidad musical, su labor profesional al frente de la Banda Municipal de Albacete y otros aspectos relacionados con el mundo de la Música.

Esto es lo que nos ha contado:

P.- Si viajamos hacia atrás, ¿cómo recuerdas tus inicios en la Música y tu relación con el Ateneo Musical y de Enseñanza Banda Primitiva de Llíria?

R.- Los inicios son muy importantes porque te preparan, sientan las bases y tienen mucha repercusión para la vida. Yo tuve la suerte de nacer en un pueblo con una gran tradición musical, con dos importantes Bandas de música, y a pesar de no tener vínculos familiares relacionados con la música, mi familia siempre me apoyó desde el principio en mi vocación hacia la música.

Elegí comenzar mis estudios de música a los 8 años en la Banda Primitiva en vez de en la Unión Musical porque varios de mis amigos de colegio me animaron a ir con ellos a solfeo a la escuela de la Primitiva, mi madre y su familia eran de la Primitiva pero mi padre y su familia de la Unión. Si hubiéramos votado hubiéramos ganado los de la Primitiva…

En la Primitiva he ejercido como alumno, músico de la Banda, profesor y hasta directivo, fui una temporada “vocal de Banda.”

He vivido momentos inolvidables, viajes espectaculares, como el vivido con 15 años de edad, durante una semana en la ciudad Nueva York y desfilando por la 5ª Avenida el día de la Hispanidad, “victorias y derrotas” en certámenes, grandes conciertos, pero también momentos tristes fruto de alguna decepción personal, pero comparados con todo lo vivido son una mera anécdota que prefiero olvidar.

Recuerdo con gran emoción y nostalgia una fría noche de invierno de 1981, en la que la Banda Primitiva y D. Vicente Spiteri como director, realizamos un espectacular concierto en nuestra sala de Conciertos en Lliria, interpretamos la Sinfonía “Incompleta” de Schubert, las 10 Melodías vascas de Guridi y en la segunda parte la Sinfonía “Patética” de Tchaikowsky. ¿Casi nada verdad? Fue espectacular. Me marcó enormemente.

También merece una mención especial Paco Alegre, mi profesor de clarinete hasta el final de los estudios.

Mi última participación con la Banda Primitiva fue en febrero de 2017, poco antes de tomar posesión como director de la Banda Municipal de Albacete y fue como director invitado. Tengo que decir que fue un concierto muy emotivo por muchas razones.

P.- En 1986 obtienes por oposición la plaza de clarinete bajo de la Banda de la Diputación de Zaragoza y en 1987 la de clarinete bajo solista de la Banda Municipal de Valencia, plaza que ostentaste hasta febrero de 2017. ¿Qué destacarías de aquellas tres décadas como músico profesional y cómo lo viviste “desde dentro”?

R.- Efectivamente, la primera vez que oposité fue en 1986, tenía 20 años recién cumplidos y gané la plaza en Zaragoza, pero no pude tomar posesión de ella por problemas administrativos relacionados con la titulación. Lo que parecía una lástima se convirtió en una suerte porque al año siguiente ganaba la plaza de interino en la Banda Municipal de Valencia y más tarde, también por oposición, la de “Funcionario de Carrera” en la especialidad de clarinete bajo, plaza que ocupé como solista durante 30 años.

Tres décadas dan para mucho y en La Municipal de Valencia para mucho más. Haber formado parte de esta gran Banda Profesional me ha servido de gran ayuda en mi nueva etapa como director. He tocado muchísimo repertorio y muy variado, he conocido a directores muy diferentes, he vivido el paso de tres directores titulares, he aprendido de lo bueno y de lo malo para intentar cometer los menores errores posibles.

Mi etapa en la Banda Municipal de Valencia me permitió seguir formándome como músico y como director durante años. Recuerdo el verano de 1998, en el que tuve que pedir permiso sin sueldo durante dos meses y medio para poder irme a estudiar dirección a la Aspen Music School en Estados Unidos, o llegar, como se suele decir, con el agua al cuello a una Ofrenda en Fallas porque venía de un curso de fin de semana del Aula de Música de la Universidad de Alcalá de Henares  y tener que vestirme de músico en el coche mientras mi padre conducía, y además tener prevenido a mi compañero y amigo Miguel Peris para que me montara el clarinete bajo porque no me daba tiempo, o aprovechar los días sin ensayo para viajar en el mismo día a Barcelona, a casa del Maestro Mund para una clase de dirección de tres horas y volver. ¡Más de una vez perdí el tren de vuelta! El maestro Mund fue quien más ha influido en mi preparación como director, nunca le estaré lo suficientemente agradecido.

Romper con todo lo vivido con los compañeros y amigos de la Banda Municipal de Valencia durante 30 años de ensayos, actos, conciertos, viajes, almuerzos, etc. no ha sido nada fácil.

P.- Desde marzo de 2017 diriges la Banda Sinfónica Municipal de Albacete, ¿qué balance harías de estos casi cuatro años al frente de este colectivo y cuáles son tus aspiraciones de futuro?

R.- Cuando uno pasa de la noche a la mañana de músico profesional en Valencia a director profesional en Albacete es un gran cambio en todos los sentidos. Mas responsabilidades, mucho más trabajo, más estudio, menos tiempo en casa con la familia, menos ocio, más viajes… ¿por qué tanto sacrificio, tanta dedicación? Solo una respuesta: por la música.

El balance de estos casi cuatro años es muy positivo. Ha sido un periodo muy enriquecedor e intenso. Piensa que no solamente me compete la parte artística sino también la de gestión administrativa, contratos, personal, intermediación, etc. pero cuando uno se siente aceptado, está con compañeros y profesionales con ilusión, que siempre están dispuestos a ayudar y a crecer juntos, y además contando con el respaldo institucional y social, eso te motiva y te estimula a seguir adelante con nuevos retos y compromisos. La media de actuaciones anuales de la Banda Municipal asciende a 110.

Mis aspiraciones, mis retos profesionales en este momento, las circunscribo a objetivos concretos para la Banda, para nuestro Ayuntamiento y por extensión para la sociedad de Albacete. Me importa que a corto plazo se pueda consolidar los puestos de trabajo de los músicos de la Banda con la funcionarización, ampliar la plantilla de la Banda para que esté más equilibrada y poder afrontar cualquier repertorio. Somos la única Banda profesional de Castilla la Mancha y queremos ofrecer una proyección hacia el exterior de la Ciudad, que nos conozcan “por fuera”, ganar nuevos públicos, demostrar que la cultura es necesaria y segura, llegar a todos los estratos sociales….

P.- Con la llegada de esta “nueva normalidad”, ¿cómo se ha visto afectada la rutina de ensayos y cómo describirías tu filosofía de trabajo sobre la tarima?

R.- Por desgracia continuamos muy lejos de la normalidad. Estuvimos confinados en casa desde marzo pero realizando proyectos online que tuvieron mucha aceptación. De todo lo que hicimos entre marzo y mayo desde casa, destacaría el vídeo titulado “Manchegas de ánimo y esperanza” con la participación de Rozalén, Juanma Cifuentes, Germán Scasso y Joaquín Reyes junto a la Banda y destacando el enorme trabajo de montaje audiovisual realizado por Alejandro Cortijo, trompetista de la Banda, así como todo el entusiasmo demostrado por todos los componentes de la Banda en esos duros e inciertos momentos vividos, todo lo que tuvimos que aprender para darle forma a un mensaje musical que se vive en directo y junto a las personas y que en ese momento y de repente era imposible de transmitir, pero lo conseguimos por que formamos un gran equipo.

En mayo comenzamos nuestra actividad presencial, pero con restricciones, riesgos laborales nos marcó en todo momento las pautas a seguir. He de decir que desde el primer momento contamos con el apoyo e interés de nuestro concejal Emilio Sáez para llevar a cabo toda nuestra programación que denominamos “Música para el reencuentro”. Tuvimos que buscar espacios más amplios para ensayar guardando las distancias de seguridad entre los músicos, medidas higiénicas para evitar contagios, hacer ensayos parciales, por secciones, para guardar las medidas de seguridad en todo momento. Momentos difíciles, inciertos, no sabíamos cómo iba a funcionar, pero funcionó muy bien. Tuvimos la suerte de que comenzaba el buen tiempo y podíamos desarrollar toda nuestra actividad en la calle, en espacios públicos de nuestra ciudad, Parque Abelardo Sánchez y otros. También pudimos desarrollar el proyecto “la Banda va a tu Barrio”. Entre junio y septiembre hicimos actuaciones que denominamos acertadamente “Homenaje a nuestros héroes”. Visitamos los 2 principales Hospitales de la ciudad, sedes de la Policía Local, Bomberos, Guardia Civil, Policía Nacional, Cáritas, Banco de Alimentos, Cruz Roja. Vivimos momentos de mucha emoción en esos encuentros y fuimos recibidos con una gratitud fuera de lo normal. Recibimos más de lo que dimos. Son momentos en que te das cuenta de que algo aparentemente innecesario, como el arte, como la música, se convierte en necesario, en útil y vital. Lo que puede ofrecer la música a las personas es maravilloso al igual que misterioso e inefable.

La situación actual, a día 26 de enero de 2021 está complicada ya que nos hemos visto obligados a suspender todos los conciertos programados desde diciembre, cancelamos en el último momento el tradicional concierto de Navidad y la situación continua igual.

Mi filosofía de trabajo sobre la tarima es muy sencilla, forjada gracias a que he estado en ambos lados, primero como músico sentado a las “órdenes” del director de turno y ahora como director arriba de la tarima. Esta filosofía la resumiría en dos máximas: 1. Ser honesto y leal con la música y 2. Ser respetuoso con los músicos. Los músicos quieren que les transmitas ideas, sensaciones, pautas para que entre todos podamos crear. Dirigir es difícil, es complejo, estamos ante un instrumento vivo, humano, diverso, en el que hay que unir voluntades para crear una interpretación coherente, homogénea, que se entienda, libre de egos personales y siempre buscando lo que hay más allá de las notas y demás grafías. En el ensayo quiero que el músico acepte mi interpretación fruto del estudio y la reflexión. Algunas veces se crea un ambiente de “discusión interpretativa” que es muy enriquecedor para todos. En cualquier caso, el ensayo es la preparación exhaustiva para el “momento de la verdad”, para dar vida a la música encerrada en una partitura que necesita materializarse, en forma de sonido organizado y planeado, ante un público oyente y receptivo.

P.- Dada la situación actual, ¿cuál es el planteamiento que sigues a la hora de planificar un repertorio u otro? ¿Cómo estáis intentando llegar a nuevos públicos?

R.- La situación actual no debe de afectar en el momento de elegir un repertorio u otro. Como decía Duke Ellington “existe la música buena y la otra” y, por tanto, solamente hay que localizarla y programarla. Si la música es buena tiene el éxito garantizado de antemano.

La situación actual es propicia para la elaboración de conciertos con plantilla reducida, de cámara, pero siempre sin perder la esencia de la buena música.

La elección de un repertorio es muy importante para mantener vivo el interés y la pasión por la música por parte del público y no entiendo por qué motivo no se aborda con la importancia que requiere durante los estudios.

Siempre busco, salvo excepciones, un programa ecléctico, variado, “apto para todos los públicos” pero siempre conociendo de antemano el perfil del destinatario. En nuestros programas siempre hay cabida para jóvenes compositores e instrumentistas talentosos, así como para los propios solistas de la Banda.

Pienso que a un/a joven no se le “puede entrar” ofreciéndole la escucha de una zarzuela sin más, ni tampoco se le “puede ganar”, como algunos pretenden, dejándolo entrar a un concierto con el móvil conectado y comiendo palomitas con una coca-cola. Al nuevo público se le gana educándolo en casa, en el colegio, a través de la televisión, de encuentros sobre experiencias compartidas, de audiciones guiadas, etc. Por supuesto que hay que adaptar la escucha de la música a los nuevos momentos que nos toca vivir, readaptarla, hacerla más multidisciplinar, ofrecerla como curiosidad, etc. pero siempre en beneficio del ser humano, todo lo que suena no es siempre música. Hay que educar a reconocer lo que verdaderamente es música partiendo de la premisa de que la música no es para “pasar el rato”. Tenemos que dar a conocer los enormes beneficios de la música tanto para el propio músico como para el melómano potencial. Escuchar música es un “acto de escucha” a los demás y al mismo tiempo es recibir una invitación para viajar con ella a nuestro interior, a nuestros sentimientos y emociones. Que más se puede pedir….

Reitero, los músicos tenemos una misión que nos compete, tenemos que despertar en los demás la curiosidad y el amor por la música, porque una vez conseguido ese objetivo y uno/a entra en la “dimensión musical”, te ocurre lo mismo que con el amor verdadero, siempre quieres más y nunca tienes bastante.

P.- Si no me equivoco, os encontráis inmersos en un proyecto educativo y de nuevo formato. ¿En qué consiste “Toca la Banda” y cuáles son las principales expectativas artísticas de esta nueva iniciativa?

R.- Efectivamente, como te digo es muy importante educar en la música. Las jóvenes generaciones deben recibir de nuestra mano el testigo de todo lo bueno que hay en este mundo. Apostamos fuerte por la formación musical de nuestros/as jóvenes y así lo estamos realizando desde hace más de 20 años. Desde nuestra parcela como Banda Municipal, durante el periodo escolar, llevamos a cabo con enorme éxito diversas actuaciones de enfoque educativo, que van desde la actuación de diversos grupos de cámara en todas las escuelas infantiles municipales hasta actuaciones en colegios para primaria, secundaría y centros de educación especial. Hemos hecho algún intento de llegar con la música a los estudiantes universitarios, pero no ha tenido el éxito esperado. Lo volveremos a intentar con otro formato, con otra propuesta diferente ya que no nos rendimos.

En 2019 hicimos 37 actuaciones de ámbito educativo para un total de 9300 espectadores escolares.

Te cuento algo sobre nuestro proyecto educativo estrella llamado “Toca la Banda”, que lleva vivo más de 20 años y que hace que cada año durante todo el mes de febrero, pasen por el Auditorio Municipal de Albacete más de 8000 niños y niñas de primaria y secundaria.

Esto es posible gracias a la confianza depositada en nosotros por parte de la concejalía de educación, a los profesores/as que colaboran y siguen esta iniciativa y a que contamos con un gran equipo formado por músicos de la Banda que se encarga de realizar los arreglos musicales necesarios, actuaciones específicas, montajes audiovisuales, etc. Todo lo necesario para llevar a buen puerto tan ambicioso proyecto. Proyecto multidisciplinar que cuenta también con colaboradores externos del ámbito del canto, la danza y la interpretación. Al hablar de “Toca la Banda” es inevitable no mencionar a Ana Belén Sánchez, clarinetista de la Banda y creadora de los 2 guiones que hemos desarrollado desde 2017, por un lado, el proyecto de “La Historia de la Música” y por otro lado el proyecto de “La máquina de las emociones”. Tengo que decir como primicia que ya tiene en marcha un nuevo guión para el “Toca la Banda 2021”. Éste será, por las circunstancias que nos toca vivir, muy diferente, pero estoy seguro de que entusiasmará a los jóvenes y a los no tan jóvenes de nuestra ciudad. La puntuación media de valoración del último Toca la Banda fue de 9´6 sobre 10, y viniendo de quien viene esa valoración hace que nos sintamos muy orgullosos del trabajo y al mismo tiempo nos obliga a no bajar el listón en el siguiente.

P.- ¿En qué otros proyectos estáis inmersos actualmente y cuáles, de los que se puedan avecinar, nos puedes adelantar?

R.- En estos momentos estaríamos inmersos en la temporada de conciertos de invierno en el Auditorio Municipal pero las circunstancias actuales tienen paralizada, entre otras cosas, también la cultura y por tanto nuestras actuaciones. Tenemos pendiente un concierto de colaboración, fruto de un convenio con el Conservatorio Superior, y concretamente con las asignaturas de dirección y composición, también nuestra participación en la Gala del Circo organizada por Cultural Albacete, en marzo clausuraremos la III Semana de Música Religiosa de Albacete, participaremos en un espectáculo de humor pendiente desde marzo pasado, esperamos poder desarrollar el convenio con Diputación para llevar la Banda a poblaciones de la provincia y también tenemos pendiente un viaje fuera de la Comunidad. En fin, tenemos la confianza en que todo esto pase y podamos “recuperar la música perdida”. Mientras tanto seguimos ensayando y preparando buena música.

P.- Dada la situación actual en la que se encuentra el mundo de la Cultura, ¿qué mensaje enviarías para reivindicar la Música como bien necesario en nuestra sociedad?

R.- El mundo, nuestra sociedad, está atravesando una etapa terrible, no podemos estar todo lo juntos que necesitamos, ya no hay nada seguro, nos bombardean con demasiados mensajes negativos, todo se cuestiona, no sabemos a ciencia cierta la verdad de lo que está ocurriendo ni a donde estamos yendo como humanidad. Por tanto, la Cultura es más necesaria que nunca, el arte tiene que prevalecer, forma parte de nuestra existencia y en momentos duros como los actuales nos hace la vida más llevadera. Tenemos que reivindicar la “utilidad de lo inútil”, del “ser” frente al “tener”, en definitiva, la importancia de la Música. Shakespeare en “el Mercader de Venecia” ya nos dice que el hombre es música, el maestro Ricardo Muti, en el mensaje del concierto de año nuevo ya nos habla de la necesidad y de las bondades de la música para la salud mental, que yo extendería también a la salud espiritual.

P.- Para terminar, ¿te gustaría destacar o añadir algo más?

R.- Sí. Me gustaría dar un mensaje de apoyo, de ánimo y de esperanza a todos los que de una manera u otra están en contacto con la música, con la cultura.
A los políticos responsables de la cultura les diría que la cultura, la música, no es para pasar el tiempo, la cultura nos hace libres todo el tiempo. Por favor escuchen a todos los que hacen de ella su medio de vida, apoyen, blinden la cultura para que nunca más pase con ella lo que está pasando.

A los estudiantes de música les diría:

Sed fuertes, estad unidos en vuestras reivindicaciones, creeros la misión para la que estáis llamados. Esto pasará y podremos disfrutar y hacer disfrutar con la música, no renunciéis a vuestra vocación. Habéis elegido el “oficio más noble y enriquecedor”. Sed creativos y no dejéis que nadie os lo impida. No tengáis miedo a compartir vuestros sentimientos y emociones a través de la música. No os comparéis con nadie, vuestro referente tiene que ser el mirar, el observar como evolucionáis día a día sacando conclusiones en positivo.

A los que de una forma u otra estáis en contacto con el mundo las bandas de música:

Sois especiales, habéis sido muy inteligentes eligiendo la música como medio de disfrute y de desarrollo personal, social y espiritual. La música os necesita porque sois el último eslabón del mensaje, sin vosotros no se cumple el objetivo. Apoyad a las Sociedades Musicales a salir con más fuerza hacia una nueva etapa. Todos saldremos beneficiados.

Muchas gracias a “Nuestras bandas de Música” por vuestra invitación y por todo lo que hacéis por el mundo de la música. Hasta pronto.

Pues con estas palabras del director Miguel Vidagany Gil, finalizamos esta entrevista.

Miguel ha sido un placer tenerte en la sección de entrevistas de Nuestras Bandas de Música. Desde aquí te felicitamos por tu labor profesional y te deseamos lo mejor en el futuro. Muchas gracias y hasta pronto.

Cecilia Ortuño.
Colaboradora en NBM.


Un poco más sobre Miguel Vidagany Gil:

Miguel Vidagany Gil nace en Lliria (Valencia). Inicia los estudios de solfeo y clarinete en la Escuela del Ateneo Musical y de Enseñanza Banda Primitiva de Lliria (Valencia).

En 1986 obtiene por oposición la plaza de clarinete bajo de la Banda de la Diputación de Zaragoza. En 1987 obtiene por oposición la plaza de Clarinete Bajo solista de la Banda Municipal de Valencia, plaza que ostentó hasta 2017. Desde 2017 es director titular de la Banda Sinfónica Municipal de Albacete.

Posee los Títulos de Profesor de solfeo, teoría de la música, transposición y acompañamiento. Profesor de armonía, contrapunto, composición e instrumentación y los Títulos Superiores de clarinete, dirección de coros y dirección de orquesta.                                                                        

Ha realizado diversos cursos de postgrado en las especialidades de interpretación, análisis y dirección en la Aspen Music School (Estados Unidos), Universidad de Alcalá de Henares (Madrid), Universidad de Valencia, Universidad Complutense (Madrid), Universidad de Granada y Universidad de Murcia.

Ha estudiado dirección con: Eduardo Cifre, Vicente Spiteri, Manuel Galduf, Murry Sidlin y Uwe Mund.

Ha sido director musical de las Bandas Unión Musical de Higueruelas (Valencia), de la Unión Musical Casinense de Casinos (Valencia), del Centro Artístico Musical de Moncada (Valencia), de la Societat Musical de Alboraya (Valencia) y de la Banda Primitiva de Paiporta (Valencia).

Como director invitado ha dirigido en concierto el Coro Veterinaria Complutense y la Orquesta Amadeus de Madrid, la Banda Municipal de Palma de Mallorca, la Banda Municipal de Valencia, La Banda Municipal de Badajoz, la Banda de la Sociedad Musical de Alcàsser (Valencia), el Ateneo Musical de Cullera (Valencia),la Banda Primitiva de Lliria (Valencia) y el Harmonie Ensemble-Orchestra.

Ha actuado como director en los Conservatorios de Ciudad Real, Torrent, Moncada, Valencia y Palma, Ermita de Sant Mateu (Castellón), Teatro Banda Primitiva y Teatro Unión Musical de Lliria (Valencia), Auditorio de Caudete (Albacete), Iglesia de la Santísima Sangre de Llíria, Auditorio de Tavernes de la Valldigna, Ámbito Cultural del Corte ingles de Valencia, Teatre el Micalet (Valencia), Teatre el Agrícola de Alboraya, Teatro Principal de Palma, Conservatorio Superior de Palma, Palau de la Música de Valencia, Auditorio de Cheste, Ateneo Mercantil de Valencia, Teatro Romea de Murcia, Auditorio de Paterna, Auditorio de Rafelbuñol, Auditorio de Bétera, Auditorio de Albacete, Teatro Circo de Albacete, Palacio de Congresos de Albacete…

Es fundador y director del Ensemble "Grup de Cambra Ciutat de Lliria” desde el año 2000.

Tiene dedicadas varias obras, las cuales han sido estrenadas por el Grupo de Cámara ciudat de Llíria en el Palau de la Música de Valencia.

En mayo de 2008, dirigiendo a la Sociedad Musical de Alboraya (Valencia) se proclamaron vencedores de la máxima categoría del Certamen Provincial de Bandas de Música de la Diputación de Valencia, obteniendo la puntuación más alta de todas las categorías y en 2012 debutan en el Certamen Internacional de Bandas de Música de Valencia en la sección de honor.

Ha sido profesor de armonía y análisis musical en el Conservatorio “Ignacio Monzonís” de L’Eliana (Valencia) y profesor invitado en el curso de dirección del Colegio Internacional Levante.

Ha formado parte como jurado en concursos de composición, de Bandas y oposiciones para músico.

Ha participado como conferenciante en conservatorios, Escuelas de Música y recientemente en la Facultad de Magisterio de la Universidad de Castilla la Mancha en Albacete.

“La música y sus elementos constitutivos”, “La música: ¿arte inútil?” o el “Director Musical: entre el compositor y el público oyente” son algunos de los temas desarrollados en sus presentaciones o conferencias.

Ha participado como ponente en el I Congreso de directores de agrupaciones musicales (2014), en el I Congreso Nacional de Formación Musical sobre renovación metodológica en los estudios de música (2015) y en el congreso organizado por la Universidad Jaume I de Castellón “Innovación e inclusión en la enseñanza de la música” (2019).

Puedes hacer comentarios!

También te recomendamos

Error: No articles to display

CALENDARIO DE EVENTOS

Mayo 2021
L M X J V S D
1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31

Lo + Leído

Error: No articles to display

Fotogalerías NBM

Las cookies nos ayudan a personalizar NUESTRAS BANDAS DE MÚSICA especialmente para ti y algunas son imprescindibles para que nuestro sitio web funcione. Las cookies también nos permiten mostrar ofertas y promociones personalizadas, tanto dentro como fuera de nuestro sitio web.
Cómo Configurar Aceptar Decline