Hablamos con el compositor toresano David Rivas

En esta nueva entrevista de Nuestras Bandas de Música hablamos con el compositor toresano David Rivas.

 

 

Es docente de profesión, compositor autodidacta y su música destaca por su agilidad y melodías. Sus obras han formado y forman parte del repertorio de numerosas formaciones a nivel nacional y también han traspasado fronteras, interpretándose en países como Argentina, México, Portugal, Perú, Grecia, Italia, Francia, Inglaterra, Alemania, Taiwán, EE.UU. o Japón, entre otros.

Cuenta con un extenso y variado catálogo compuesto para diferentes formaciones, destacando, en la rama bandística, obras como Los últimos días de Troya, Manuela Calzada, ANAM, Obertura Lupiciana, Suite Sayaguesa, Barbarroja, La ruta del Cid o ¡De Fábula!, por poner algunos ejemplos.

Hemos querido conocer un poco más de cerca su música y hablar de sus proyectos más recientes. Esto es lo que nos ha contado:

P.- ¿Cómo entiende David Rivas la Música? ¿Qué significa para él y cómo le acompaña día a día como docente de Educación Secundaria?

R.- Lo primero de todo, muchísimas gracias por dedicarme unos minutos. Todo un honor viniendo de NBM, un referente para todos los músicos.

La música es mi vida, mi pasión. Casi me atrevería a decir que las 24 horas del día son música en la vida de David Rivas. Es el mejor vehículo para dar rienda suelta a mi imaginación y creatividad, y la que acompaña todos los aspectos de mi vida, hasta el punto de que es mi herramienta de trabajo, pues soy profesor de esta materia en el IES Pardo Tavera de mi ciudad natal Toro (Zamora). Adoro mi trabajo y creo que los docentes tenemos en nuestra mano la posibilidad de hacer que nuestros adolescentes se enamoren de la música, de que sean creativos y piensen por sí mismos y, por qué no, aunque suene utópico, que a través de ella se conviertan en mejores personas. Al final, si amamos lo que hacemos y creemos en ello, quizá podamos cambiar el mundo. Cada grano va haciendo granero y cuenta. Lo importante es sumar.

P.- ¿Cómo llegó la composición a su vida y qué le llevó a continuar componiendo?

R.- El deseo de crear lo he tenido de forma innata. Lo he sentido desde que tengo uso de razón. Al principio chapurreaba con el típico teclado de mercadillo, inventaba melodías y me imaginaba dirigiendo bandas de música, ponía títulos graciosos a piezas que escribía a mano y coloreaba (jajajajaja)… las típicas ilusiones de niño de 12 años que siente que tiene algo dentro que necesita salir. Y aún hoy necesita salir. Cuando comencé a tocar en la Banda La Lira de mi ciudad, el interés por las partituras de compositores empezó a aumentar. Yo seguía leyendo e investigando, y “jugando”, si me lo permites decir así, con la música. En la banda pude probar mis primeros experimentos en este campo. Con el paso de los años, mi gran amigo y profesor David Muñoz, referente en la tuba y el viento-metal, me animó a formarme de manera profesional en el campo de la composición. Aunque tardé en hacerle caso, contacté con el Maestro Óscar Navarro y mi vida cambió para siempre. Todo lo que soy actualmente y lo que poco a poco voy consiguiendo se lo debo a Óscar, sin ninguna duda. Él me ha enseñado a trabajar, muchas herramientas, la ley del esfuerzo y a ser mejor persona. En lo profesional fue la mejor decisión de mi vida.

P.- Aunque ha desarrollado su actividad compositiva de forma autodidacta, ¿a qué compositores admira y cómo le han influido a la hora de desarrollar su propio lenguaje compositivo? 

R.- Evidentemente tengo muchos referentes a los que admiro y de los que por fortuna he podido aprender y a los que he podido conocer en persona. Además del mencionado Óscar Navarro, destacaría a Ferrer Ferrán, Andrés Valero, Johan de Meij, Jacob de Haan, José Suñer, Martínez Gallego, José Alberto Pina, Hugo Chinesta, Juan Luis Roig, Andrés Álvarez y un largo etcétera de autores nacionales que están haciendo un trabajo magnífico. La sonoridad actual de las bandas se debe en gran parte a ellos y a otros muchos compositores que escriben música original para banda. A niveles más cinematográficos, admiro a John Williams y, ante todo, a Ennio Morricone. Escucho mucha música distinta y, aunque tengo mi sello, trato de beber de la forma de trabajar de todos ellos. Hay mucho que aprender… y de todo el mundo.

P.- En los últimos años sus obras han viajado mucho, ha recibido diferentes premios de composición  y cuenta con piezas para diferentes formaciones, ya sean para música de banda, orquesta sinfónica, coro, música de cámara, bandas sonoras de teatro o cortos cinematográficos. ¿Cómo describiría su evolución y estos resultados tan productivos y gratificantes?

R.- La verdad, y aseguro que no se trata de falsa modestia, es que ni en mis mejores sueños imaginaba que mi música iba a viajar tanto y a ser tan solicitada por tantos directores y músicos. Al final, escribes música, pero dependes de terceros, de músicos que se lo pasen bien tocando y también de un público, juez soberano, que decidirá si tu música gusta o no y si permanecerá en el tiempo. Yo siempre digo que el premio es la cantidad de gente que te vas encontrando y conociendo en el camino, algunos de ellos, hoy en día, grandes amigos. Pero no quiero parecer hipócrita, también escribes con el objeto de ser interpretado. Por ello, en mi caso, solo puedo que dar las gracias a todos y motivarme para seguir aprendiendo. Mi evolución se ve en los recursos técnicos empleados, en la orquestación, en la complejidad de las últimas obras, pero siempre sin perder mi sello, mi estilo y sin dejar de lado el terreno en el que me gusta moverme. Es música muy descriptiva. En los últimos años he tratado de estudiar mucho para siempre subir algún peldaño. Y soy consciente de que el camino es largo. Nunca dejamos de aprender, de todo y de todos, y eso en el fondo es maravilloso.

P.- ¿Es David Rivas profeta en su tierra? ¿Qué nos puede contar del movimiento musical y bandístico zamorano o castellanoleonés a nivel general?

R.- He de decir que aunque por desgracia el refrán suele cumplirse, yo me considero muy valorado en mi ciudad y provincia. Mis vecinos suelen mostrarme su apoyo a diario, parándome por la calle e interesándose por novedades. Desde luego es algo que no tiene precio. Yo vivo en un pueblo, lo que tiene sus ventajas e inconvenentes, pero esa cercanía y la oportunidad de contar con tus vecinos, familia y amigos a diario es gratificante.

Respecto a la tradición bandística zamorana y castellana, he de decir que por desgracia no puede, ni por asomo, compararse a regiones como Valencia o Galicia. Aún así, creo que los tiempos van cambiando y las bandas se están adaptando a ellos. En mi región hay muchos pueblos, algunos demasiado pequeños, con 100 habitantes, con pocos medios, pero la realidad es que las ciudades con mayor entidad y recursos cuentan con su banda de música. Los repertorios se están adaptando al siglo XXI y en muchas zonas se están realizando grandes trabajos. La provincia de Zamora solo cuenta con 5 bandas de música, pero todas ellas grandes en número y de calidad. Además, es significativo que tres de ellas se encuentren en la capital, pues hablamos de una ciudad de unos 65.000 habitantes. En esta comunidad no es lo más frecuente. Pero diría que en general, hoy en día, se goza de buena salud y auguro éxitos y permanencia en el tiempo.

P.- Entre sus proyectos más recientes, se encuentra la grabación de cinco de sus obras sinfónicas, interpretadas por la Banda Municipal de Bilbao bajo la batuta del Maestro José Rafael Pascual Vilaplana. ¿Cuáles han sido las obras afortunadas y a grosso modo en qué se basó para componerlas?

R.- Sin ninguna duda este proyecto tan genial, gracias al entusiasmo del maestro Vilaplana y las facilidades dadas desde la Banda Municipal de Bilbao, supone un antes y un después en mi carrera. Se trata de un CD, titulado “Miradas”, que contiene cinco obras sinfónicas algo más recientes, escritas entre 2016 y 2018. Tres de ellas tienen en común que describen hechos de personajes legendarios: “La ruta del Cid”, “Barbarroja” y “Los últimos días de Troya” (con Aquiles como protagonista). Las mencionadas obras son enérgicas, con melodías que llegan rápido al espectador y donde se combinan partes más vitales y llenas de fuerza con pasajes lentos y delicados, comunes en la mayoría de mis composiciones. Después tenemos ANAM, basada en leyendas celtas vinculadas a Galicia y que describe estados de ánimo a partir de hechos relacionados con lo gaélico. Es una obra delicada pero también con raíces, llena de alma como indica su título. Por último, “Cabaret Órbigo 2017”, una obra divertida y burlesca que trata de trasladarnos al cabaret francés de los años 20 del pasado siglo, con temas jocosos, agradables y muy pegadizos

P.- Al hilo de la pregunta anterior, ¿qué nos puede contar de los conciertos ofrecidos y los solistas que han participado en el proyecto?

R.- La verdad que tanto el concierto ofrecido en el conservatorio de Bilbao, como el llevado a cabo en el Teatro Latorre de Toro, han sido un éxito de crítica y público. El trabajo de los músicos y de José Rafael ha sido magnífico, impecable. Además, he tenido la suerte de poder contar con músicos de renombre y grandes amigos para las obras con solistas, lo que le ha dado un importante “plus” al CD y a los dos directos. Para ANAM hemos podido disfrutar del virtuosismo y la energía de mi gran amigo Juan Ferrer, clarinete solista de la Orquesta Sinfónica de Galicia. En “Barbarroja”, la parte de tuba solista ha sido realizada por mi paisano y profesor en el conservatorio de Gijón David Muñoz, todo un referente en la didáctica del viento-metal. Por último, el acordeón y la trikititxa, muy presentes en “Cabaret Órbigo 2017”, han estado representados de forma genial por María Zubimendi, joven solista del País Vasco de extraordinaro talento. Agradezco a todos ellos su predisposición y su fantástico trabajo.

P.- Pero hay más buenas noticias profesionales puesto que su obra Los últimos días de Troya será obra obligada en la tercera sección del Certamen Internacional “Ciudad de Valencia”, ¿cuáles serían las notas al programa de esta obra y qué mensaje enviaría a los músicos que la van a interpretar?

R.- Esta ha sido otra de las grandes noticias del año. Desde luego es un honor indescriptible que aún me cuesta asimilar. Agradezco mucho a la organización del Certamen y a Daniel Belloví que hayan puesto su mirada en esta obra, que describe a través de ocho pequeñas secciones la historia de la Guerra de Troya. En concreto tenemos:

1- Llamada a la batalla: una fanfarria de metales anuncia que la batalla entre troyanos y griegos está a punto de comenzar.

2- Talón de Aquiles: sección enérgica que describe el caos y lo sangriento de la batalla. Una lucha sin límites en la que uno de nuestros protagonistas, Aquiles, es herido de muerte por un flecha lanzada por Paris que acierta en su talón, la única parte débil del guerrero griego.

3- Canto de las Sacerdotisas: Aquiles ha muerto. Es por lo que las sacerdotisas del templo de Apolo entonarán un himno en su honor.

4- Eterno Aquiles: la pira funeraria del héroe griego está preparada en la playa. Una sección lenta y melancólica, pero con cierto aire de solemnidad, describe la despedida del ejército griego a su líder, arrojado al mar, momento en el que pasará a la eternidad.

5- Caballo de Troya: los troyanos, al ver alejarse al ejército griego, y después de comprobar que un gigantesco caballo de madera a manera de obsequio se encuentra en la playa, piensan que han ganado la guerra. Algunos ciudadanos salen a recoger el caballo e introducirlo dentro de la ciudad. Una majestuosa marcha triunfal será la protagonista de esta sección.

6- Cae la noche: la noche inunda la ciudad de Troya. El caballo preside el ágora. La tranquilidad y la paz se respiran en la ciudad, pero cuando todos duermen, soldados griegos que estaban escondidos dentro del caballo salen del mismo y abren las murallas de Troya para permitir que el ejército griego, escondido con sus naves detrás de un cabo en el mar, arrase la ciudad.

7- Destrucción: sección muy enérgica e inestable que describe el momento en que el ejército griego entra dentro de la ciudad de Troya. Los soldados asesinan a los habitantes, además de arrasar con lo que se encuentran en su camino.

8- Aquiles inmortal: un majestuoso final nos conduce al epílogo de la obra, representando la victoria griega y la inmortalidad del héroe Aquiles que, aunque muerto en la batalla, pasará a la Historia.

Agradezco de antemano a las seis bandas que participarán en la tercera sección su trabajo y respeto por la obra. Les animo a que disfruten con ella y que realicen su particular versión. Por supuesto, les deseo suerte a todas ellas y estoy a su entera disposición. Sin duda será una gran experiencia para ellas y para mí.

P.- De cara al futuro, ¿qué proyectos rondan su escritorio o agenda profesional?

R.- La verdad que se presentan meses de trabajo pero muy interesantes y gratificantes. Obras para Garikoitz Mendizábal, Javier Colomer, estrenos con bandas profesionales y amateurs de todo el país, así como en el extranjero (EE.UU, Portugal, Italia, Francia…), estaré de jurado en varios certámenes y concursos de composición, además de impartir algún curso y ser invitado a dirigir por varias bandas de la península.

P.- Por último, y para despedir la entrevista, ¿le gustaría añadir algo más?

R.- Me gustaría daros las gracias al equipo de NBM, con Octavio a la cabeza, por esta completa entrevista y por tener en cuenta mi trabajo. Ha sido un placer. Si me lo permitís, además de agradecer y saludar a todos los músicos que tienen en cuenta mis creaciones y a los lectores de NBM, me gustaría tener un agradecimiento especial hacia mis padres, que siempre me han ayudado, me han llevado a los sitios y creyeron en mí desde el principio.

Un afectuoso saludo para todos y nos vemos!!!

Pues con estas palabras de David Rivas, a quien le agradecemos su amabilidad y predisposición para atendernos, terminamos esta entrevista. Felicidades David por su labor y le deseamos lo mejor en el futuro. Hasta pronto.

Cecilia Ortuño.

Colaboradora NBM.


Un poco más sobre David Rivas

David Rivas nace en Toro (Zamora) en el año 1980. Inicia sus estudios musicales con el director Jesús de la Sota Calvo, para continuar su formación en los conservatorios de Valladolid, Zamora y Salamanca.

En Salamanca se licenciará en Historia del Arte y en Historia y Ciencias de la Música. En el 2006 aprueba la oposición a profesor de secundaria en la especialidad de música en Castilla y León trabajo que ha desarrollado en Puebla de Sanabria, Zamora o actualmente en Toro, en el IES “Cardenal Pardo Tavera”.

En su faceta como compositor, actividad que desarrolla de forma no académica, los últimos años han sido muy productivos y gratificantes. Alumno de Óscar navarro, Andrés Álvarez o Juan Luis Roig entre otros, la presencia de David en el panorama nacional es cada vez más constante, gracias a su catálogo que supera ya las 100 composiciones y a las constantes colaboraciones con infinidad de bandas, solistas y agrupaciones de nuestra geografía, así como en el extranjero.

Autor de música para banda, orquesta sinfónica, coro, música de cámara, bandas sonoras de teatro y cortos cinematográficos o para las exposiciones de “Las edades del Hombre”, Rivas es poseedor de varios premios de composición:

- “Mi nuevo amigo”: Segundo premio en el concurso para Banda Joven 2016 organizado por el TMJ de Valencia.

- “Manuel Calzada”: primer premio en el concurso internacional de pasodobles 2016 de Benimaclet en Valencia.

- “Llanto por Cristo Muerto”: Primer premio en 2017 del Concurso Nacional de marchas fúnebres de San Pedro del Pinatar (Murcia).

- “Fiestas en Jalance”: premios del público y de los músicos en el Concurso de Pasodobles de Jalance (Valencia) en conmemoración del 150 Aniversario de la Unión Musical de Jalance.

- “Saragüell”: finalista en el 18 Concurso de Composición de pasodobles falleros de Alzira (Valencia).

- “Memoria da Gallaecia”: primer premio en el XI Concurso de Composición de la Federación Gallega de Bandas de Música en la 3ª Categoría.

- “Genio y figura”: finalista en el III Concurso de pasodobles falleros de Xátiva (Valencia).

La música de David ha sido estrenada en infinidad de teatros y auditorios, destacando el Paula de la Música de Valencia, ADDA de Alicante, Auditorio de Castellón, Teatro Lope de Vega de Sevilla, Teatro Mira, Teatro Chapí de Villena, Auditorio Príncipe Felipe de Oviedo, Palau de les Arts de Valencia, Auditorio Miguel Delibes de Valladolid, Jardines del Gran Retiro de Madrid, Auditorio Ciudad de León, Teatro Campoamor de Oviedo, Palao Euskalduna de Bilbao, Auditorio de Zaragoza, etc.

Las colaboraciones con agrupaciones y solistas internacionales están haciendo cada vez más presente la música de Rivas en el panorama actual: Jesús López Cobos, Ainhoa Arteta, Juan Ferrer, Rubén Simeó, OSCyL, Luis Santana, Banda Municipal de Madrid, Banda Municipal de Sevilla, David Muñoz, Banda de Infantería de Marina de Madrid, Hércules Brass, Luis Antonio Pedraza, Banda Ciudad de Oviedo, Evan Feldman, Banda Municipal de Alicante, Theo Walters, Pascual Vilaplana, Jabo de Haan, Banda Municipal de Bilbao, Juan José Navarro, Taipei Wind Simphony, Canadian Brass, Johan de Meij, etc.

Su obra “Los últimos días de Troya” ha sido seleccionada en 2019 como obra obligada de la tercera categoría del Certamen Internacional de Bandas de Música de Valencia.

Su obra “Memoria da Gallaecia” ha sido seleccionada en 2019 como obra obligada de la tercera categoría del Certamen Internacional de Bandas de Música de Galicia.

La música de David ha traspasado ya nuestras fronteras y se ha interpretado en países como Argentina, Méjico, Portugal, Perú, Grecia, Italia, Francia, Inglaterra, Alemania, Japón, EE.UU. y Taiwán.

Durante el mes de marzo de 2019 ha grabado un CD con la Banda Municipal de Bilbao y el Maestro Pascual Vilaplana incluyéndose en el mismo cinco de sus obras sinfónicas y contando con las colaboraciones de Juan Ferrer, David Muñoz y María Zubimendi.

Rivas es poseedor desde 2017 del Premio de la Fundación Científica Caja Rural en la categoría de Excelencia en la Cultura, y compagina su labor docente y compositiva con las presidencias de la Asociación “Ramos Carrión” de Zamora y la Asociación Musical “López Cobos” en Toro, además de viajar como director, jurado o compositor invitado a lo largo de toda la geografía nacional.

Puedes hacer comentarios!

CALENDARIO DE EVENTOS

Diciembre 2019
L M X J V S D
1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31
Las cookies nos ayudan a personalizar NUESTRAS BANDAS DE MÚSICA especialmente para ti y algunas son imprescindibles para que nuestro sitio web funcione. Las cookies también nos permiten mostrar ofertas y promociones personalizadas, tanto dentro como fuera de nuestro sitio web.
Cómo Configurar Aceptar Decline